Continúan los intentos de secuestro de menores por las calles de San Luis

Ayer se produjo uno en la esquina de Bolívar y Rivadavia. Los detenidos conducían una camioneta repartidora de bidones de agua potable.

Ayer por la tarde, en la esquina de Rivadavia y Bolívar, dos hombres a bordo de una camioneta de la empresa de agua potable El Napolitano habrían intentado llevarse a una nena de 12 años que allí esperaba a su madre, quien estaba realizando trámites en el sanatorio Rivadavia. 

Justo en el momento en que el hombre intentaba subir a la nena a su camioneta, su madre regresó, recuperó a la niña y contactó a un policía que de casualidad se encontraba en las cercanías debido a un accidente. El uniformado le tomó la descripción y la camioneta de El Napolitano fue detenida pocos minutos después.

Desafortunadamente, la cámara de videovigilancia de dicha esquina no se encontraba funcionando, por lo que los sospechosos podrían ser fácilmente liberados. De hecho, la última información que trascendió desde la Policía habla de que el hombre justificó su accionar diciendo que quería ayudar a la chica a cruzar la calle.

El mes pasado, La Gaceta pudo confirmar e informar sobre dos intentos de secuestro que siguen este tipo de modalidad, pero se sospecha que hubo al menos cinco intentos más en lo que fue el mes de julio.

Categorías: Noticias