Diputados de la Nación dio media sanción al proyecto de “Zonas Frías” que incluye a San Luis

La zona “IIIa”, en color mostaza, es la nueva que se incorpora como “zona fría”.

Hace instantes, la Cámara de Diputados de la Nación dio media sanción al proyecto de ley conocida como “Zonas Frías”, que propone prorrogar por 10 años el Fondo Fiduciario para subsidios de consumos residenciales de Gas, previsto en el artículo 75 de la Ley 25.565. La iniciativa propone una disminución en las tarifas de gas en las denominadas zonas frías y beneficiará a usuarios de Mendoza, San Juan, San Luis, Salta y municipios de la provincia de Buenos Aires.

Inicialmente, este proyecto solo iba a incluir al departamento Pedernera y una franja de Junín, pero finalmente incluirá como “zona fría” a casi toda la provincia, salvo una pequeña franja del norte. “En principio, para el universo en general de los consumidores la disminución en la boleta de gas vendrá con un 30% menos, pero llegará a un 50% de descuento en la tarifa del gas para jubilados, pensionados, trabajadores asalariados que cobran sueldos que no superan cuatro salarios mínimos vitales y móviles, al igual que personas que sean titulares de la Asignación Universal por Hijo, Asignación por Embarazo, titulares de Pensiones no Contributivas, usuarios inscriptos en el régimen de Monotributo social, trabajadores monotributistas cuyo ingreso anual mensualizado no supere cuatro veces el salario mínimo vital y móvil; personas que perciben seguro de desempleo, electrodependientes, personas incorporadas en el régimen especial de Seguridad Social para Empleados de Casas Particulares y aquellos que cobran la pensión vitalicia por veteranos de Guerra de Malvinas”, explicó el diputado nacional Carlos Ponce, quien desde un comienzo apoyó esta iniciativa.

Durante el tratamiento del tema, que duró más de 4 horas, parte de la bancada de la Unión Cívica Radical y Cambiemos se opuso al mismo, manifestando cosas como que “no está clara la sustentabilidad”, que “es un parche”, y “los subsidios se pagan después”. Por su parte, legisladores de provincias del norte hicieron hincapié en que el “norte pobre” paga los subsidios del resto del país, y que “también hay que hacerle frente al calor”.

En este contexto, cabe destacar que ambos diputados nacionales radicales por San Luis, José Luis Riccardo y Alejandro Cacace, apoyaron la iniciativa. En su alocución, Cacace reconoció que el proyecto “tiene costos” y que “alguien lo paga”, pero pidió que “también seamos ecuánimes, porque cuando se discuten los cuantiosos subsidios a la electricidad, al transporte, hay enormes transferencias de recursos del conunto de las provincias hacia el área metropolitana y ahí tenemos que hacer el mismo análisis”.

Cacace aplaudió además la ampliación de las zonas frías, utilizando el concepto de las zonas bioambientales de las normas IRAM. “Había localidades y departamentos que estaban en una misma zona bioambiental y sin embargo una percibía el beneficio y otra no, o inclusive había zonas de mi provincia que estaban categorizadas como más frías que otras y sin embargo las menos frías tenían el beneficio”, dijo Cacace, quien fue el penúltimo orador de la noche, antes de Máximo Kirchner, quien cerró su discurso con una catarata de críticas hacia las políticas energéticas del expresidente Mauricio Macri.

El proyecto fue aprobado por 190 votos afirmativos, contra 16 negativos y 43 abstenciones.

Categorías: Nota Principal