Ordenaron el secuestro de la avioneta que aterrizó ilegalmente en una estancia

La jueza de Instrucción de la Tercera Circunscripción, Patricia Besso, ordenó ayer el secuestro de la avioneta que aterrizó sin autorización el pasado viernes en una estancia ubicada a 10 kilómetros al noroeste de la localidad de La Toma.

La aeronave incautada es Cessna Caravan y aterrizó ilegalmente en la estancia Onakera, propiedad de Mario Acosta, sin autorización del Ejecutivo provincial e incumpliendo los protocolos.

Besso ordenó que los tres ocupantes que viajaron en la avioneta permanezcan en la estancia realizando la cuarentena.

La semana próxima se conocería el monto de la multa que se les aplicará por no cumplir con el protocolo de ingreso a la provincia, que implica pedir autorización para arribar bajo las condiciones que el Gobierno estipula y que, entre otros aspectos, establece una cuarentena donde la autoridad sanitaria lo designe.

Categorías: Noticias