Ayer comenzaron las reuniones informativas del programa “Mi casa, Mi Escritura”

Extrañamente, todavía no se ha dado a conocer un cronograma de reuniones, pero se están repartiendo invitaciones casa por casa.

Ayer a la tarde, se realizó la primera reunión informativa del programa gubernamental “Mi casa, Mi Escritura”, el cual prevé escriturar, como mínimo, 10 mil viviendas entregadas por el Estado antes de 2006. También el día de ayer, pero a la mañana, concluyeron las “invitaciones puerta a puerta” que el Gobierno está entregando barrio por barrio para participar de las reuniones. Extrañamente, todavía no se ha dado a conocer un cronograma de reuniones, ni los lugares dónde se realizarán. Al parecer, toda esta información se está transmitiendo puerta a puerta

En conferencia de prensa, posterior a la reunión de gabinete, el ministro de la Vivienda, Eduardo D’Onofrio, informó que se “concluyó esta mañana (por ayer) la invitación puerta a puerta que suma 656 viviendas, de las cuales tenemos contabilizadas como escrituradas solo 56”. Más tarde, a las 18 horas, en la escuela “Santa María Eufrasia” del barrio Pucará, se celebró la primera de las reuniones, a la que se convocó a los habitantes de los barrios Estrella del Sur, San Luis XV y Jardín del Sur.

“El hecho de que el Ministerio y el Gobierno vayan a los barrios, es para que la gente no se tenga que agolpar en un lugar, por eso convocamos a estos barrios, son 40 reuniones en distintas escuelas, en los próximos días daremos a conocer el mismo cronograma para la ciudad de Villa Mercedes”, agregó D’Onofrio. Estos encuentros estarán coordinados por personal del Ministerio de La Vivienda y paulatinamente irán replicándose en todo el interior provincial. Para asistir a las reuniones, los ciudadanos deberán acudir provistos con los documentos nacionales de identidad propios y de su grupo familiar.

Durante las reuniones, el Gobierno explicará a la gente los detalles del plan. Según detalló el ministro, se han realizado acuerdos con los colegios de escribanos y agrimensores de la provincia para que el costo habitual de realizar una escritura, el cual ronda los $2.500, no se traslade en su totalidad a los beneficiarios, quienes terminarán pagando tan solo $500 en 5 cuotas de $100, si se trata de una vivienda cancelada, u $800, también en cuotas de $100, si todavía no lo ha sido. Por su parte, realizar una mensura también costará $500 y se pagará del mismo modo.

Bajas en el Plan Solidaridad

Finalmente, el titular de Vivienda explicó que se ha dado de baja a dos beneficiarios del plan solidaridad. “Esto es porque el acuerdo es que la Provincia, aparte de adjudicar el terreno, les da los materiales para construir su vivienda a cambio de que alguien de la familia trabaje 4hs. por día los sábados. En este caso dos beneficiarios nunca se presentaron a trabajar y fueron desadjudicados. Esos lugares serán otorgados a otras dos familias que estén en condiciones de ir a trabajar”, concluyó D’Onofrio.

Categorías: Noticias